Para tianguis, Santiago Tianguistenco

 

Para empezar el año lleno de frescura decidí hacer una de mis ya habituales escapadas en búsqueda de nuevos sabores e ingredientes para Amaranta. Con tan sólo 40 minutos de viaje desde Toluca, llegué al municipio de Santiago Tianguistenco, uno de mis favoritos por la gran cantidad de ingredientes que ofrece, a mi gusto, es único, tiene uno de los más grandes y antiguos mercados de México, es un verdadero tianguis (del náhuatl tianquiztli, "mercado"), en donde aún se tiene la costumbre de hacer trueques.


Llegando muy temprano para poder recorrer y disfrutar lo que nos ofrece este municipio y, con un poco de hambre, comenzó el primer tiempo de una comida que duraría todo el día gracias a la gran variedad de marchantas, localitos y fonditas con tanta maravilla comestible. En las mañanas se puede comenzar por simplemente probar un atole y un rico tamal, de preferencia en guajolota.


Para cuando la guajolota terminó de bajar, llega el almuerzo y uno no puede , con varias opciones como los tamales de charales o los de ancas de rana, servidos con salsa roja de chile chilaca y asados al comal. Además se pueden probar la hueva de carpa o la sierra frita, productos típicos de la región. De las gorditas de asiento rellenas de haba o de frijol, ni qué decir, hechas con maíz negro martajado y mezclado con manteca de cerdo y cocidas en comal de barro, toda una delicia.


 Viendo como se hacen las gorditas de asiento

Es imposible dejar reposar el almuerzo mientras el antojo mata. Recorrí los pasillos disfrutando de los productos frescos, la gran variedad de fruta de temporada como el zapote negro, nísperos, plátano morado, tejocotes e higos, sólo para después toparme con mis grandes favoritos en el Estado de México: huauzontles, papas de agua, colorines, guajes y maíz negro. No podía ponerse mejor.


Mi marchanta de  maíz negro

Bueno, la verdad es que si, sí podía ponerse mejor. Este mercado también ofrece platillos típicos del estado, tacos y ensaladas de acociles frescos, tortitas de papa o de haba, "asadura" que son vísceras cocidas en manteca de cerdo, el típico queso de puerco conocido simplemente como "tompeate" y los tlaxcales, galletas hechas de maíz seco.


 El antojo, ensalada de acociles frescos

Para la hora de la comida se puede probar una variedad de tacos de chorizo rojo o verde, longaniza y cecina que son acompañados de papas fritas. Si se prefiere algo realmente local, se pueden comer tacos placeros, rellenos de una gran variedad de guisos, con la posibilidad de hacer muchas combinaciones diferentes, adaptables al gusto de cada quién. Para concluir con un rico postre, se puede comer una gordita de nata rellena de mermelada y para llevar, los infaltables cocoles, panes tradicionales de feria que se pueden rellenar y acompañar de un café de olla.

 

Como siempre al final de mis viajes, me doy cuenta de la gran variedad de ingredientes y productos típicos de la cocina mexiquense, esta riqueza me impulsa y me sustenta para seguir promoviéndola con orgullo en mis platillos. Sería imposible para mí si no existieran lugares como éste, en el que se respira nuestra cultura y se recuerdan nuestras tradiciones. Por todo esto y mucho más, incluyendo su importancia cultural, es una verdadera fortuna que el tianguis de Santiago Tianguistenco exista y, qué mejor que en el Estado de México, mi estado, mi querido estado.

 

 

 

  • Carloss Martïnez

    Posted at 2014-02-25 15:58:23

    Se come delicioso en este fantástico tianguis, lo que mas me gusta es el pescado horneado, hueva, cierra, plateado etc, los tacos de obispo, las carnitas, la barbacoa, la pancita la cecina y las gorditas de aba, toda la comida es una delicia, vivo en el DF pero voy a Santiago una ves al mes, se los recomiendo. Charly

  • Dorothy Aksamit

    Posted at 2013-10-13 18:13:01

    Enchanting. Thanks. Need a simple hotel near the market, like a Posada Familear. Thanks

Agrega un comentario...